Noticias

Salir de la Crisis Covid-19

Primero trasladamos unas recomendaciones más que jurídicas, de negocio ante una situación de crisis, para mantener una actitud propia que no te impida enfrentarte al entorno y te ayuden a seguir adelante y salir de la crisis Covid-19.
Imagen de Gerd Altmann en Pixabay

Malos y buenos momentos. Salir de la crisis

  1. Céntrate en el cliente, en mantener tu cartera de clientes y atender sus necesidades. Todos lo estamos pasando mal, no te vuelvas loco a lanzar productos, servicios o campañas comerciales sin ton ni son, “a ver si tengo suerte”. Foco en tu cliente, cuídalo, pregunta, escúchalos y desarrolla soluciones/productos que atiendan sus necesidades.
  2. Olvídate del precio que tu competencia pueda poner, por bajo que este sea. Si trabajas con calidad, hazlo ver, no defraudes y serás recompensado, con menos parte del mercado seguramente, pero más fiel. Si tu solución es competir por precio, siempre habrá alguien que te supere, siempre estarás en un mercado con alta competencia del que te será muy difícil salir de él y cuando no puedas reducir tus costes o cuando tu tiempo de servicio se sature, tendrás altas posibilidades de ser expulsado.
  3. Diferénciate por tu forma de trabajar, por la atención que das, por tu flexibilidad, …
  4. Sal del pensamiento en “modo crisis”. No pienses solamente que cuando pase la crisis pasarán tus problemas. No te centralices en que todos tus problemas provienen de la crisis. Mantén una actitud proactiva, no esperes.
  5. Plantéate objetivos, traza un plan y lucha por su consecución. Céntrate en el resultado y emplea tu tiempo adecuadamente, sin distracciones, no te autoimpongas la excusa de “no tengo tiempo”, genera hábitos productivos que te permitan cumplir el plan y conseguir tus objetivos.
  6. No te olvides de las relaciones personales (aunque tengan que ser a distancia) y de mantener una actividad comercial. Habla con clientes – ya e lo he dicho -, pero también busca potenciales, habla con colaboradores, con tus propios proveedores, con tu entorno, en cualquier momento y circunstancia pude haber alguien que necesite de lo que tu haces u ofreces.
  7. Profesionalízate. Actúa en la gestión como si fueras una gran empresa y en lo que tu no llegues, rodéate de buenos profesionales: jurídicos, marketing, contabilidad, …
  8. La formación siempre es importante, no lo descuides, mantente actualizado.